Listas de espera, calidad y repercusiones

Estudio
Resultados
Comentario
 Las listas de espera quirúrgicas no son solo un problema británico. Mientras que parece que hay lugares del mundo, en los que las operaciones que se consideran necesarias pueden realizarse inmediatamente, en muchos otros lugares, los pacientes tienen que esperar a que se les opere. Uno de ellos es Canadá, en donde un estudio demostró peores resultados, para los pacientes que tuvieron que esperar más tiempo a que se les implantara un bypass de injerto coronario. [1]. 

Estudio

 El estudio tuvo en cuenta a todos los pacientes de tres hospitales de Montreal recientemente diagnosticados, en los que se indicó cirugía coronaria (CICOR) a un año vista, finalizando en diciembre de 1994. Despues de algunas exclusiones obvias (como por ejemplo, pacientes que necesitaban cirugía urgente), quedaron 266 pacientes de esas características. 

Se les entrevistó en el momento de inscribirse en la lista de espera, inmediatamente antes de la cirugía, y seis semanas y seis meses despues de la misma. Además de información demográfica y sobre la severidad de la enfermedad, síntomas y otras condiciones médicas, se utilizó el cuestionario SF-36 para valorar la calidad de vida. Además se registraron acontecimientos médicos importantes que ocurrieron antes y despues de la cirugía (como infarto de miocardio, ictus y muerte). 

El análisis se hizo con arreglo a la media de dias que los pacientes tuvieron que esperar para ser intervenidos, que fue  de 97 dias. Se consideró tiempo de espera corto, inferior a 97 dias y largo más de 97 dias.

Resultados

 La edad media era de 62 años, y el 80% eran hombres. Los dos grupos eran practicámente idénticos en cuanto a severidad de la enfermedad y características demográficas. Aproximadamente el 40 % había tenido un infarto previo. 

No hubo diferencias en los resultados del SF-36 al comenzar el estudio. Los pacientes con periodos de espera mayores, tuvieron significativamente peores resultados en varias de los 8 areas del SF-36, inmediatamente antes y a los 6 meses de la intervención, incluyendo funcionamiento físico, vitalidad y salud general en ambas ocasiones. Seis meses despues de la operación el rol físico y la salud mental, fueron significativamente peores en los pacientes que habían esperado más de 97 dias, que en los que habían esperado menos. Las mejoras que se observaron en estas areas despues de la operación, en los pacientes que habían esperado menos tiempo, no ocurrieron en los que tuvieron que esperar más tiempo. 

No hubo diferencias entre los dos grupos en cuanto a la aparición de eventos médicos importantes antes de la cirugía. Despues de la cirugía los pacientes que habian tenido que esperar más, tuvieron significativamente un número mayor de eventos médicos graves (24%) que aquellos que habian tenido que esperar menos (11%) (Tabla 1). Por cada 7 pacientes que tuvieron que esperar más de 97 dias, uno más tuvo un evento médico grave postoperatorio, que si hubiera tenido que esperar menos de 97 dias. 
 

Tabla 1: Sucesos adversos graves despues de CICOR, según el tiempo de espera preoperatorio

 
 
  Porcentaje    
evento mayor postoperatorio Menos de 97 dias Más de 97 dias Riesgo relativo 
(95% IC)
NNH
(95% CI)
Ictus 11  2.4 (0.9 to 5.9)   
Infarto de miocardio 3.5 (0.8 to 17)   
Total eventos graves 11 24 2.3 (1.3 to 4.1) 7.3 (4.4 to 21)
 
 A los seis meses de la cirugía, en el grupo de pacientes que esperó menos de 97 dias, 17 de 20 pacientes (85%) se encontraban trabajando. En el grupo que esperó mas de 97 dias, 10 de 19 pacientes activos (53%) estaban trabajando. 

Comentario

 Los estudios sobre las consecuencias de las listas de espera quirúrgicas parece que son raros. Como parece lógico que a duras penas, un comité ético podría aprobar un ensayo controlado para estudiar esto, los estudios observacionales serían la única forma de conseguir evidencia sobre el tema. La importancia de este estudio, es que fué amplio, (todos los pacientes de Montreal durante un año), minucioso, y que por casualidad los dos grupos eran homogéneos en un principio. Lo que es raro, es que tardara 6 años en publicarse. 

Los resultados no sorprenderán a nadie, sino que más bien confirman nuestras observaciones de que la gente enferma, empeora si no se le proporciona un tratamiento eficaz temprano. Quizá sirva para que pensemos en el tiempo de espera (todo él, incluyendo el tiempo que se tarda en citar a alguien para una consulta), y nos recuerde que una gestión eficaz es tan importante como una cirugía eficaz.

Referencias:

  1. J Sampalis et al. Impact of waiting time on the quality of life of patients awaiting coronary artery bypass grafting. Canadian Medical Association Journal 2001 165: 429-433.
Traducido por Pablo Astorga Diaz. Médico de familia. Madrid
url original http://www.jr2.ox.ac.uk/bandolier/band93/b93-2.html

artículo previo o siguiente en este número